Entre lagrimas este niño de 10 años muestra los duros momentos que tiene que pasar para poder comer - DwebPeru
Loading...

Entre lagrimas este niño de 10 años muestra los duros momentos que tiene que pasar para poder comer

Loading...

Niños trabajadores: es una triste y dura realidad que las sociedades y los gobiernos luchan por erradicar. El trabajo de los niños puede ser domestico (ayudar a mamá), o con fines económicos (para ayudar en la manutención de la familia, para pagar sus estudios). Estos niños tienen horarios de adulto y trabajan como un adulto pero reciben un salario ya sea básico o mucho menor, siendo explotados y abusados. Los niños trabajan en actividades agrícolas, ganaderas, forestales, caza y pesca, en la minería, construcción, como comerciantes,etc. No tienen beneficios de salud  ni de ningún tipo.

Brasil, es uno de los países en América Latina donde abunda la riqueza y en contraste la indigencia e injusticia social. Los pequeños no tienen culpa alguna de haber nacido en zonas marginales. En este país son cerca de 2 millones de menores de edad entre los 5 y 17 años que trabajan; más de la mitad trabaja de forma ilegal.  La edad mínima legar en la que los niños son autorizados a trabajar es de 15 años en los países desarrollados y 14 años en los países en desarrollo. Para trabajos ligeros y que son solo unas horas de vez en cuando, el limite mínimo de edad es de 13 a 15 años. Para trabajos arduos el límite es a partir de los 18 años. Pero esto es letra muerta.

Loading...

loading...

La historia de Cauã: Arianne Candidoque, una reportera de Record tv Goiás, le dieron aviso del drama que vivía un pequeño de 10 años, que vive en el barrio marginal de Trindade, en Río de Janeiro. Cauã, es un niño que lleva sobre sus hombros una gran responsabilidad, como si fuera un adulto.

Él y su familia viven en condiciones precarias; junto a él viven su hermana Lidia de 13 años y su abuela Elisabete que tiene problemas de salud y no puede salir a trabajar. Elisabete, en su trabajo, empleada doméstica, tuvo un accidente donde se rompió la clavícula. No le practicaron ninguna operación y por eso siente mucho dolor que le impide hacer movimientos  y esfuerzos con su brazo.

Cauã y Lidia son sus tesoros, juntos tratan de sobrevivir en una cabaña hecha de maderas y lonas que construyó Elisabete. Cauã ya lleva trabajado 4 años para poder llevar el pan a su hogar. Elisabete tiene una deuda del terreno donde viven y que no sabe que hacer para poder pagarlo.

Cauã trabaja muy duro como un adulto limpiando la tierra, recoleta materiales reciclables y los vende y coge cualquier otro trabajo que aparezca. La reportera fue a ver las condiciones en que vivía el menor y su familia, su hogar es precario y humilde pero ordenado y organizado.

Durante la entrevista Cauã rompió a llorar sacando todo el dolor que guardaba en su corazón; el niño mostró sus manos destrozadas por el trabajo duro que realiza. A pesar de sus esfuerzos, muchas veces no tienen qué comer.

Uno de sus más dolorosos recuerdos es cuando un hombre le dio una paliza que difícilmente olvidará. Su deseo es que algún día pueda correr y jugar como cualquier niño y dejar de trabajar. El desea ser policía cuando crezca. Su historia fue subida a las redes sociales y se viralizó de inmediato. Muchas personas lloraron con él.

Voaa.me: es una pagina que crearon para recaudar fondos para ayudar a familias necesitadas. Objetivo: recaudar 95 mil reales brasileños, es decir, 15 mil euros que serían usados en renovar la casa. La respuesta de los usuarios no demoró. Un mensaje decía: «estoy llorando, por menos niños con manos adultas en el mundo». La solidaridad de las personas de buen corazón se mostró y sobrepasó la cifra deseada, llegando a recaudar más de 40 mil euros. Entonces decidieron ayudar con el pago de la deuda del terreno, comprando muebles y electrodomésticos. Un empresario se ofreció a guiarlos para iniciar un pequeño negocio con el fin de que el pequeño Cauã deje de trabajar y pueda asistir al colegio como muchos niños de su edad.

Sus lágrimas de dolor y sus manos destrozadas de tanto trabajar conmocionan a las redes

 

loading...
Share
Loading...

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *